XGil, otro Techmeme hispano

xgil

Ya tenemos Tecnomeme, Blíndice y Blodico, webs que intentan trasladar al mundo hispano el éxito que ya tiene en Estados Unidos, Techmeme. Por si esto fuera poco, Óscar Vargas ha montado: XGil.

Si bien es cierto que XGil mantiene un diseño más cuidado que el resto de sus competidores no veo una diferencia significativa con respecto a ellos que me haga pensar que vaya a tener mejor suerte.

No me deja de resultar curioso que, mientras que otras webs que han clonado ideas norteamericanas (léase Barrapunto y Menéame) han conseguido dominar el mercado español, no pase lo mismo con Techmeme a pesar de los intentos reiterados.

¿Tenemos suficiente ya con lo que hay? ¿No aparece un Techmeme español con suficiente calidad? ¿No ha cuajado la idea de Techmeme fuera de la frontera de los Estados Unidos?

GraphJam: Gráficas de lo más variopintas

Me entero vía un artículo compartido en Google Reader vía Menéame de GraphJam, una de esas páginas inútiles que sirven para pasar un rato.

La idea que hay detrás de GraphJam consiste en que los internautas puedan generar sus propias gráficas fácilmente con los datos que ellos quieran y enviarlos de manera que puedan publicarse en GraphJam posteriormente. Todo ello de manera graciosa. Vaya, vendría a ser una tira cómica basada en gráficas de barras!

He estado mirando las últimas y, después de haber jugado por primera vez al Guitar Hero el otro día, me quedo con esta:

song chart memes

Encontrar el momento y el motivo para Twittear

twitter

Mira que lo he intentado, pero no hay manera. Me dí de alta en Twitter el pasado mes de marzo coincidiendo con mi primer viaje a los Estados Unidos. Pensé que era una buena oportunidad para probar Twitter de manera que aquellas personas más allegadas a mí pudiesen seguir mis impresiones del viaje y estar informadas sin necesidad de estar llamando por teléfono cada día: Que si hoy he ido a tal sitio, hoy estoy que no me aguanto de cansancio, esto me lo esperaba de una manera y finalmente ha sido de otra…

Además, también añadí a diversos contactos de manera que podía ir siguiendo sus twitts y ver las novedades que explicaban. El experimento twitteriano, si se le puede llamar así, resultó bastante práctico en esa situación.

Ahora bien, desde que regresé a casa prácticamente no he escrito nada en Twitter. No me encuentro cómodo con esta herramienta. Escribo en un blog, utilizo mensajería instantánea y envio SMS pero, mientras mis contactos twitterianos siguen utilizando Twitter de la misma manera, para mí ha perdido la utilidad. No encuentro ni el momento ni el motivo para Twittear.

¿Estaré envejeciendo? 😀